Nemours Hospital in Orlando viewed from outside.
Asistencia sanitaria

Grandes cantidades de afecto para los pacientes pediátricos.

Organización: Nemours Children’s Hospital
Ubicación: Orlando, Florida, United States
Necesidad del cliente: Supervisión remota
Orlando, Florida, United States, 

El hospital infantil Nemours Children's Hospital utiliza cámaras Axis como parte esencial del cuidado de pacientes graves, a fin de mejorar la evaluación de su salud y acelerar la respuesta ante emergencias.

La misión

Como todas las instalaciones médicas, el hospital pediátrico Nemours Children's Hospital lleva a cabo una supervisión permanente de los signos vitales de sus pacientes. Sin embargo, la salud del paciente no siempre puede evaluarse recurriendo únicamente a datos clínicos. Unos cambios mínimos en su color o pequeñas agitaciones pueden ser signos de problemas mayores. Sería imposible que el personal sanitario estuviera en la habitación de todos los pacientes en todo momento, por lo que el hospital decidió instalar cámaras de vídeo en las habitaciones para que los sanitarios pudieran supervisar de forma remota los signos vitales de los pacientes y reconocer de manera visual si un niño necesita ayuda para solicitar asistencia médica inmediata.

Solución

Nemours creó un centro de logística táctica, el Tactical Logistics Center (TLC), también denominado Clinical Logistics Center, donde un equipo rotativo de sanitarios verifica continuamente los signos vitales de los pacientes a través de un sistema de supervisión central. Además de los datos clínicos, el TLC integra la transmisión de vídeo en directo de las cámaras de red Axis en la habitación de cada paciente a través del software Epic.

Las cámaras Axis están diseñadas con un amplio rango dinámico para ofrecer un gran detalle forense tanto con mucha como con poca iluminación y ayudan a los sanitarios a detectar pequeños cambios en la salud de los pacientes, a veces incluso antes de que los signos vitales indiquen algún problema.

Resultado

El personal sanitario del TLC utiliza las cámaras Axis para supervisar a más de 100 pacientes hospitalizados en el hospital de Orlando, así como más de 150 camas del hospital infantil asociado Nemours/Alfred I. duPont Hospital for Children, de Wilmington (Delaware). De este modo, por ejemplo, han podido observar a pacientes en el momento exacto en el que han sufrido una convulsión y han podido activar inmediatamente un código azul para que el equipo médico acudiera a la cama y evitara el daño cerebral. En un caso, las cámaras mostraron incluso el intento de asfixia de una madre a su hijo. Los sanitarios alertaron inmediatamente al equipo de respuesta rápida para que interviniera.

Pictures of children and a text which strives for helping them.

Alta tecnología para un contacto cercano

Antes de que el hospital infantil Nemours Children's Hospital de Orlando abriera sus puertas en 2012, el doctor Stephen Lawless, vicepresidente sénior y director clínico, encabezó la iniciativa para integrar la excelencia médica con la última tecnología y brindar a sus pacientes un nivel de atención y seguridad sin precedentes. El Tactical Logistics Center (TLC) es su creación y fue ideado como un lugar en el que sanitarios expertos pudieran supervisar de forma remota a todos los pacientes hospitalizados las 24 horas, los 7 días de la semana, para comprobar los signos vitales, el trabajo de laboratorio, historiales e informes clínicos. Con la incorporación de cámaras Axis en cada habitación conectadas al sistema de supervisión, los sanitarios del TLC iban a ser los ojos y los oídos extra de enfermeras, médicos y padres.

«El Nemours es uno de los primeros hospitales pediátricos en implementar esta supervisión de tercer nivel con verificación de vídeo», señala Joe Summanen, arquitecto técnico del Nemours Children’s Hospital. «Los padres valoran muchísimo este nivel extra de atención, aunque no haya nadie presente físicamente en la habitación».

En la facultad nos enseñan a tratar con pacientes, no con monitores. Las cámaras Axis nos permiten observar a los pacientes y ver su fisiología, en lugar de confiar estrictamente en los datos clínicos para detectar tendencias e identificar problemas.
Daniela Melendez, jefa de enfermería del TLC de Nemours.

Definición de zonas

Las habitaciones de los pacientes se dividen en tres zonas: cuidador, paciente y padre. Para garantizar la privacidad, el campo de visión de la cámara Axis se limita a la cabecera del paciente. Los sanitarios llaman a la habitación para informar a los ocupantes de que la cámara se va a activar y, al cabo de tres segundos, la luz LED roja de la cámara Axis se enciende y el TLC puede ver al niño.

Nemours eligió las cámaras de red AXIS P33 Fixed Dome Network Cameras no solo porque podían proporcionar imágenes extremadamente nítidas, sino también por su amplio rango dinámico con independencia de las condiciones de iluminación. Esto último fue importante porque, a diferencia de la mayoría de los hospitales, los niños hospitalizados aquí pueden controlar la luz de su habitación y elegir entre una amplia gama de colores divertidos para iluminar su zona.

AXIS P33 Fixed Dome Network Camera in hospital room.

Una nivel extra de supervisión

Para el personal de enfermería y médico, la supervisión de los pacientes desde el TLC ha sido esencial para ofrecer una atención pediátrica avanzada y segura. «Al equipo médico le reconforta saber que, aunque no estén en la habitación, el equipo de TLC sigue cuidando del paciente», dice Melendez.

Los sanitarios también pueden usar las cámaras Axis para hacer una verificación independiente de toda actividad sanitaria que ocurra junto a la cama. «Por ejemplo, podemos ayudar a los médicos con listas de verificación de procedimientos, comprobar si las compresiones torácicas están siendo efectivas o recordarles cuándo administraron por última vez un determinado medicamento», explica Melendez. «Además, si vemos que se va a producir una situación de emergencia, podemos llamar rápidamente al equipo de apoyo adicional para que el personal médico no tenga que dejar la cama del paciente para dar el aviso».

AXIS P33 Fixed Dome Network Camera with red light. Red LED light on the camera flashes when a paramedic is live streaming into the patient room.

En un hospital suenan alarmas constantemente, por eso, Nemours trata de proporcionar la mayor normalidad posible a sus pequeños pacientes. Por ejemplo, las habitaciones de los pacientes se equipan con televisores y videojuegos. «A veces, los niños se emocionan tanto durante el juego que les suben las pulsaciones y activan las alarmas», comparte Melendez. «Nuestro trabajo en el TLC es clasificar rápidamente esas alarmas, encender las cámaras y observar al paciente para determinar si es necesario intervenir. Si las enfermeras tuvieran que acudir cada vez que se produce un evento de este tipo, no solo sería una verdadera molestia sino, lo que es más preocupante, restaría atención debida a otros pacientes».

Monitor room in Nemours Hospital.

Melendez recuerda a un paciente que estaba sometido a un tratamiento respiratorio que le provocaba sacudidas Eso disparó una alarma de taquicardia ventricular, signo de una arritmia letal. Un sanitario encendió la cámara de la habitación, vio lo que estaba sucediendo y rápidamente se ocupó de ella. «Según nuestro protocolo, el terapeuta respiratorio debe informarnos con anticipación sobre el procedimiento», explica Melendez. «En este caso, el médico olvidó hacerlo, pero las cámaras nos ayudaron a evitar un código azul innecesario».

Con los sanitarios del TLC observando de forma ininterrumpida el estado y el comportamiento de los pacientes en la unidad de cuidados intensivos neonatales a través de las cámaras Axis, los médicos pueden salir de la habitación para cuidar a otro niño sin temor a dejar desatendido a ningún paciente.
Doctor Al Torres, director médico de Logística Clínica y Atención Respiratoria.

Tiempos de respuesta que cambian vidas

Aunque los signos vitales de un paciente tengan una buena evolución, los sanitarios del TLC no pueden bajar la guardia porque, en los niños, incluso un mínimo aumento de temperatura o una caída inesperada de la respiración pueden ponerlos en riesgo. Además, cualquier retraso en la respuesta puede tener graves consecuencias. Un estudio publicado por JAMA Pediatrics señalaba que el agotamiento que provocan las alarmas es un verdadero desafío en el sector, ya que el personal de enfermería puede tardar más de diez minutos en responder a alarmas fisiológicas menos graves. Al tener cámaras en todas las habitaciones, los sanitarios pueden observar cambios repentinos en cuestión segundos y enviar rápidamente un código azul o un equipo de respuesta rápida para salvar la vida de un niño.

Uno de esos episodios ocurrió en mitad de la noche, después de que la enfermera acabara de salir de la habitación de un niño. De repente, los signos vitales del paciente indicaron que estaba teniendo una convulsión febril. El sanitario que estaba supervisando al niño se comunicó rápidamente por radio con la habitación para avisar de que la cámara comenzaba a retransmitir en directo. Con las imágenes, envió una alerta inmediata a la enfermera y al equipo de respuesta rápida que llegó a la cama del niño en cuestión de segundos y evitó así el daño cerebral.

En otro caso, las cámaras de Axis ayudaron al equipo a evitar que un adolescente enfermo saliera del hospital sin permiso durante una alarma de secuestro y fuga. «Cuando vimos que el paciente no estaba en su habitación, el TLC lo notificó al equipo de escalada correspondiente», dice Melendez. «Con la red de cámaras que tenemos por todo el hospital, pudimos encontrarlo antes de que saliera del edificio».

Female paramedic sitting by the computer, making a call. Paramedic Ariel Young calling into a patient room from the Tactical Logistics Center.

La atención proactiva mejora los resultados clínicos

En el TLC, los sanitarios están examinando y procesando continuamente datos de historiales médicos electrónicos, en busca de indicadores de infección o, lo que es más importante, sepsis. Sumadas a las tecnologías existentes, las cámaras de vídeo proporcionan a los sanitarios otra herramienta fundamental para evaluar el estado de los niños al instante. «Al permitir que los sanitarios observen la habitación cuando lo necesiten, los pacientes reciben la atención que necesitan mucho más rápido», dice el doctor Al Torres, director médico de Logística Clínica y Atención Respiratoria del Nemours Children's Hospital. «Como resultado, nuestras respuestas pueden ser más proactivas que reactivas». Según Torres, eso reduce considerablemente los códigos azules en los que un paciente se queda sin pulso o no respira, y agiliza mucho la activación del equipo de respuesta ante caídas peligrosas de los signos vitales.

Video Url

Descubra su historia

Como todas las instalaciones médicas, el hospital pediátrico Nemours Children's Hospital lleva a cabo una supervisión permanente de los signos vitales de sus pacientes. Sin embargo, la salud del paciente no siempre puede evaluarse recurriendo únicamente a datos clínicos. Nemours creó un centro de logística táctica (TLC) integrado con cámaras de red Axis en todas las habitaciones para que los sanitarios que supervisan de forma remota los signos vitales del paciente también puedan observar visualmente si los pacientes están en situación de peligro y pedir atención médica inmediata. Es un concepto innovador de monitorización de tercer nivel que está transformando la calidad de la atención de estos pacientes pediátricos y de sus familias.

Productos y soluciones

Close up of a young girl with teddy bear

Asistencia sanitaria

El vídeo y la tecnología conectada lo ayudan a tratar a más pacientes con menos recursos, al tiempo que mejora la seguridad personal y reduce los robos.
Más información

Cámaras domo fijas

Para una vigilancia discreta en cualquier entorno
Más información

Nuestras organizaciones de socios

Epic Systems

Visitar sitio web